VOLVER

Share

Describen una nueva especie para la ciencia en un monte submarino frente a las costas andaluzas

Un equipo científico de la Universidad de Málaga y el Instituto Español de Oceanografía (IEO, CSIC) ha descrito una nueva especie de molusco gasterópodo encontrada en el Seco de los Olivos, un monte submarino frente a la costa de Almería, que se consiguió capturar vivo el pasado verano durante una campaña a bordo del buque Ángeles Alvariño, mediante el vehículo no tripulado ROV Liropus.

Fuente: Universidad de Málaga


Málaga |
02 de febrero de 2022

Un equipo científico de la Universidad de Málaga y el Instituto Español de Oceanografía (IEO, CSIC) ha descrito una nueva especie de molusco gasterópodo encontrada en el Seco de los Olivos, un monte submarino frente a la costa de Almería, que se consiguió capturar vivo el pasado verano durante una campaña a bordo del buque Ángeles Alvariño, mediante el vehículo no tripulado ROV Liropus.

Los investigadores sospechaban de la existencia de esta especie desde que, en 2016, durante la campaña oceanográfica MEDWAVES del proyecto europeo ATLAS, a bordo del Sarmiento de Gamboa, apareciesen conchas vacías de este pequeño gasterópodo entre los muestreos realizados con dragas de bajo impacto sobre el fondo marino.

El molusco gasterópodo bautizado como ‘Episcomitra angelesae’, en homenaje al buque Ángeles Alvariño y su tripulación.

Cinco años después, gracias a la observación directa mediante el vehículo no tripulado ROV Liropus, se localizaron ejemplares vivos y se recogieron cinco de ellos para su estudio. “Fue muy gratificante encontrar ejemplares vivos de esta especie tras unos años de incertidumbre y poder confirmar que se trataba de un nuevo taxón”, comenta José Antonio Caballero, coautor de este trabajo, que forma parte de la tesis doctoral que realiza conjuntamente en la UMA y el IEO.

Este hallazgo se produjo durante la campaña multidisciplinar CIRCAESAL 0721, realizada en el mar de Alborán durante julio y agosto del año pasado, en el marco del ‘Programa de Seguimiento y Evaluación de Hábitats Circalitorales y Batiales’. Este proyecto lo ha encargado el Ministerio de Transición Ecológica y Reto Demográfico al IEO, dentro de las acciones vinculadas a la directiva marco sobre las Estrategias Marinas.

Denominación

Los científicos acaban de publicar en la revista ‘Mediterranean Marine Science’ la descripción de esta nueva especie, que han bautizado con el nombre de Epistocomitra angelesae, en honor al buque oceanográfico Ángeles Alvariño, a bordo del cual se filmaron y recogieron los ejemplares vivos.

“Hemos decidido dedicar la especie a toda la tripulación del Ángeles Alvariño, ya que sin el trabajo conjunto de marineros, pilotos del ROV y personal científico hubiese sido imposible encontrar y capturar esta especie”, explica Serge Gofas coautor del trabajo y profesor de la Universidad de Málaga.

Epistocomitra angelesae es un molusco gasterópodo de apenas dos centímetros de largo que habita en fondos arenosos con restos de coral muerto en montañas submarinas de entre 250 y 320 metros de profundidad. Aunque hasta el momento solo se ha encontrado en el Seco de los Olivos, los científicos creen que podría aparecer en otras zonas del Mediterráneo, ya que la forma de su concha indica que sus larvas son planctónicas y, por tanto, viajan en la superficie del agua movidas por las corrientes hasta que encuentran un hábitat propicio donde desarrollar su vida adulta.

Los investigadores sospechaban de la existencia de esta especie desde que, en 2016, durante una campaña oceanográfica apareciesen conchas vacías de este pequeño gasterópodo entre los muestreos realizados con dragas de bajo impacto sobre el fondo marino.

Esta nueva especie se suma a otras descritas anteriormente en el Seco de los Olivos con la ayuda de ejemplares recolectados durante la campaña multidisciplinar MEDWAVES. En 2019, se describió el gasterópodo Mitrella templadoi (dedicada al investigador y malacólogo José Templado del Museo Nacional de Ciencias Naturales de Madrid) y en 2020 se encontró otra nueva especie, esta vez se trataba del briozoo Buskea medwaves, dedicada a dicha campaña MEDWAVES.

Nuevas especies

En la actualidad los científicos siguen analizando otras especies que podrían ser nuevas para la ciencia y que han sido recolectadas en el mar de Alborán y en el cercano golfo de Cádiz en los últimos años. “A medida que vamos explorando nuevas zonas profundas, y analizando las diferentes muestras recogidas, nos damos cuenta de la inmensa riqueza y biodiversidad que contienen estas zonas de confluencia entre el Atlántico y el Mediterráneo” explica José Luis Rueda, investigador del grupo de Geociencias Marinas del Centro Oceanográfico de Málaga del Instituto Español de Oceanografía (IEO, CSIC) y coautor del trabajo. “Nos preocupa que algunas especies nunca lleguemos a documentarlas por primera vez en estado vivo y que no lleguemos a tiempo de preservar sus poblaciones debido a la imparable pérdida de hábitat y biodiversidad que estamos sufriendo en esta zona y a escala global”, alerta el científico.


Share

Últimas publicaciones

‘Ciencia al fresquito’ tiene a la astronomía como gran protagonista en la segunda quincena de agosto
Andalucía | 12 de agosto de 2022

Villamanrique de la Condesa, Guadalcanal, Capileira, Córdoba, Padul, Atarfe y Bailén acogen la programación divulgadora estival coordinada por la Fundación Descubre, con una decena de propuestas para todo los públicos. La astronomía vuelve a protagonizar la agenda, que también abarca experimentos y talleres con los que ampliar conocimiento desde la práctica.

Sigue leyendo
Experimentos y lluvia de estrellas, las apuestas de ‘Ciencia al Fresquito’ para la próxima semana
Andalucía | 05 de agosto de 2022

‘Ciencia al Fresquito’ continúa ofreciendo planes para este verano con los que acercarse a la labor de la […]

Sigue leyendo
Las Perseidas de 2022 en Andalucía
Andalucía | 01 de agosto de 2022

Conocidas popularmente como lágrimas de San Lorenzo, la lluvia de estrellas fugaces más esperada de todo el verano se presenta en esta ocasión con alguna dificultad. El brillo de nuestro satélite natural impedirá que el fondo del cielo esté negro y ello complicará observar los meteoros débiles, menos brillantes. Por ello, este año las fechas mejores para ver las Perseidas se adelantan a las primeras noches de agosto, aunque sea antes del máximo de actividad.

Sigue leyendo

#CienciaDirecta

Tu fuente de noticias sobre ciencia andaluza

Más información Suscríbete

buy metformin metformin online