VOLVER

Share

Antiinflamatorios, en lodos de depuradora

Fuente: Universidad de Sevilla


09 de febrero de 2015

lodosWRestos de medicamentos antiinflamatorios y cafeína son los dos compuestos que se encuentran en mayor cantidad en los lodos de depuradoras de aguas residuales, debido a que también son las sustancias que más se consumen, según ha determinado un estudio de la Universidad de Sevilla.

Miembros del Departamento de Química Analítica han desarrollado además una nueva herramienta con un mínimo margen de error para determinar los principios activos farmacológicos presentes en dichos lodos de manera sencilla y accesible para los laboratorios convencionales.

Este nuevo método analítico permite determinar simultáneamente 16 principios activos farmacológicos, de entre los más relevantes desde el punto de vista medioambiental, en lodos primarios, secundarios, digeridos y compostados.

Los destinos más habituales para estos lodos en Europa, España y Andalucía son la incineración, el transporte a vertedero y un 65% de la cantidad total producida de lodos se aplica como abono en tierras de cultivo agrícola. España es uno de los países de la Unión Europea que mayor porcentaje de lodo a uso agrícola destina, alcanzando en algunas Comunidades Autónomas, como es el caso de Andalucía, porcentajes de hasta el 84%. De ahí la importancia de conocer su composición y efectos tóxicos que puede provocar para el medio ambiente o la salud pública.

En concreto, los investigadores de la Universidad de Sevilla han llevado a cabo el primer estudio que analiza los principios activos farmacológicos presente en estos residuos a lo largo del proceso completo de tratamiento del lodo, desde que llega el agua a la depuradora hasta que el lodo se transporta en forma de compost para su uso agrícola.

“Hemos observado que el compost (o abono) no presenta riesgos para el medio ambiente ni para la salud pública porque las concentraciones de principios activos es mínima (del orden de los microgramos o incluso nanogramos de compuestos por kilogramo de lodo seco) y que por el contrario tiene contenidos en nutrientes y en materia orgánica valiosos para su uso agrícola, reforestación y regeneración de suelos”, afirma Julia Martín,  investigadora y autora principal del estudio.

Los datos obtenidos tras analizar 117 muestras de lodo y 32 de aguas residuales de las cuatro depuradoras de Sevilla y de la Planta de Compostado de Copero (Sevilla) señalan además que los antiinflamatorios, gemfibrozilo y estriol se degradan mucho a lo largo del proceso de tratamiento del agua residual en las depuradoras y que además lo hacen de manera natural gracias a microrganismos, mientras que la carbamacepina, propranolol y 17α-etinilestradiol sufren una degradación media, y la cafeína y la hormona 17β-estradiol baja.

A lo largo del año no se han descrito grandes cambios de estas concentraciones, tan sólo un suave incremento en los meses de febrero y octubre en las cuatro estaciones depuradoras probablemente atribuibles a que aumenta el consumo de algunos de los fármacos analizados.

El pasado día 31 de Enero de 2012, la Comisión Europea propuso la modificación de la Directiva Marco del Agua, con la inclusión por primera vez, entre otros compuestos, de tres principios activos farmacológicos: diclofenaco, 17α-etinilestradiol y 17β-estradiol, compuestos que ya han sido analizados en los laboratorios de la Escuela Politécnica de Sevilla en colaboración con la empresa municipal EMASESA.

Premio Nacional

La doctora en química Julia Martín Bueno recibió el pasado 27 de enero el Premio de Investigación, Desarrollo de Medio Ambiente y Sostenibilidad (PIDMAS) de la Universidad de Alcalá de Henares (UAH). El proyecto presentado en una tesis bajo el título ‘Análisis y dinámica de principios activos farmacológicos en lodos de depuradora’ ha estado dirigido por el catedrático de la Universidad de Sevilla, Esteban Alonso y la profesora Irene Aparicio, y  ha sido premiado también por la Universidad de Sevilla.

Derivado de esta Tesis Doctoral se han publicado 14 artículos científicos en revistas de prestigio internacional indexadas en las primeras posiciones de su área de conocimiento y 4 capítulos de libro. El premio, convocado de forma conjunta por la Universidad de Alcalá de Henares y la Federación Alumni España, tiene como objetivo promover y difundir proyectos fin de carrera o trabajos de investigación realizados desde el ámbito universitario.


Share

Últimas publicaciones

Científicos ciudadanos desarrollarán una plataforma de prevención de noticias falsas
Andalucía | 29 de mayo de 2024

Investigadores de la Universidad de Sevilla y la empresa Civiencia lideran ‘De pantallas a ventanas: un proyecto contra la desinformación digital’ donde están elaborando una guía basada en las aportaciones de grupos vecinales y estudiantes universitarios para que la ciudadanía cuente con pautas claras y sencillas para que actúe frente a los bulos. Esta iniciativa forma parte del proyecto ‘Andalucía + ciencia ciudadana’, impulsado por la Consejería de Universidad, Investigación e Innovación y coordinado por Fundación Descubre y la Universidad Pablo de Olavide, que pretende potenciar la utilización de este abordaje científico participativo entre distintos agentes de la región.

Sigue leyendo
Aplican la ciencia ciudadana para reducir el tiempo de uso del móvil en jóvenes andaluces
Sevilla | 28 de mayo de 2024

Investigadores de las Universidades de Sevilla, Jaén y Cádiz participan en el proyecto ‘Desconéctate para Conectar: Fomentando un Estilo de Vida Activo y Saludable entre los Jóvenes Andaluces’ que buscará estrategias concretas para incentivar a estudiantes de secundaria, bachillerato y universidad a que cambien sus hábitos de uso de dispositivos móviles por actividades físicas.

Sigue leyendo
Descubren un nuevo gen que hace resistente al girasol contra la planta parásita jopo
Córdoba | 27 de mayo de 2024

Un equipo de investigación del Instituto de Agricultura Sostenible (IAS-CSIC) ha descrito una pieza del ADN que impide que las raíces de este cultivo sean infectadas por uno de sus patógenos más letales, el jopo. Además de determinar su posible función y la localización en su genoma, ha demostrado la posibilidad de transferirlo como mecanismo natural de defensa desde una especie silvestre a otras variedades de siembra.

Sigue leyendo

#CienciaDirecta

Tu fuente de noticias sobre ciencia andaluza

Más información Suscríbete

Ir al contenido