VOLVER

Share

Desarrollan una guía para clasificar los plásticos oceánicos por su color

Un grupo de investigación de la Universidad de Cádiz y el Campus de Excelencia Internacional Global del Mar (CEIMAR) ha creado un método para organizar estos residuos con una paleta de referencia de 120 tonalidades. Hacer un seguimiento cromático permite entender cómo se deterioran y cuál es su dinámica en el mar.


Cádiz |
05 de octubre de 2020

El equipo de investigación de la Universidad de Cádiz y el Campus de Excelencia Internacional Global del Mar (CEIMAR) ha desarrollado un sistema que permite identificar los colores de los plásticos en el océano. Esta información permite identificar qué colores del plástico aparecen con mayor frecuencia en la superficie oceánica, dato que se relaciona con el tamaño del plástico y la distancia a la costa. De este modo, el cromatismo sirve como indicador para calcular la edad de estos polímeros y el tiempo que llevan en el agua.

Estudios anteriores han establecido paletas de 4 y 32 colores con la intención de clasificar los microplásticos. “El color es una característica subjetiva que depende del observador y hay un espectro muy amplio de tonalidades, por eso quisimos definir una paleta de colores como guía para el análisis. Buscábamos un equilibrio entre el esfuerzo analítico y el nivel de detalle y encontramos que con 120 colores esto era posible”, explica a la Fundación Descubre la investigadora de la Universidad de Cádiz Elisa Martí.

Los investigadores del grupo Estructura y dinámicas de ecosistemas acuáticos explican que los plásticos cambian de color y de tamaño a lo largo del tiempo. Algunos se decoloran hasta blanquearse y otros amarillean a causa de la exposición solar. Los expertos encontraron mayor abundancia de residuos de color blanco en zonas a alejadas de la costa, a más de 2000 kilómetros. Con este dato concluyeron que se trataba de polímero envejecido que perdió su color original a medida que se fragmentaba. Esta disminución de tamaño es lo que produce microplásticos, pequeñas partículas nocivas para las especies marinas, que los ingieren al confundirlos con alimento.

En el estudio ‘The colors of the ocean plastics’ publicado en Enviromental Science & Technology el equipo de investigación explica que recogieron 8849 muestras de la superficie del agua a escala global a lo largo de siete años. Al adquirir una variedad tan amplia de residuos plásticos de muchos lugares diferentes, realizaron diversos análisis y comparaciones relacionadas con el color, el tamaño de la partícula de plástico y la distancia de la costa. “Nos llamó la atención la abundancia de plástico azul claro, muy parecido al ambiente oceánico. Estos polímeros pasan más desapercibidos para los depredadores visuales en comparación a aquellos de colores más llamativos”, comenta Elisa Martí.

La investigadora Elisa Martí recogiendo muestras en la expedición Malaspina.

Dos técnicas

Para identificar el color de los residuos recogidos los investigadores separaron el plástico del resto de material orgánico. A cada fragmento de plástico, una vez limpio y seco, se le asignó un color de la paleta de 120 colores a través de dos métodos. El primero establece la relación por semejanza visual entre el plástico y la gama cromática. Con la segunda técnica, se introduce una fotografía de alta resolución del residuo en un software que analiza la imagen y le asigna un color de manera semiautomática.

De este modo, se puede categorizar el color del plástico tanto de forma visual como digital y se examina la evolución del polímero conforme envejece y se dispersa en el entorno marino. “El primer paso que damos con este estudio es proponer una guía estandarizada para la clasificación cromática de los residuos plásticos. A partir de aquí, queremos aumentar la base de datos para comparar resultados y explorar la utilidad de esta información del color”, resume.

Esta investigación ha sido financiada por el Campus de Excelencia Internacional Global del Mar (CEIMAR), la Universidad King Abdulá (KAUST) de Arabia Saudí y otros proyectos como la Expedición Malaspina 2010. También han colaborado organizaciones como PLASTREND (Fundación BBVA); MIDaS, MEGAN, MEDSea, Tara Arctic, MAFIA e investigadores pertenecientes a KAUST y AZTI.

Referencias

Martí, E.; Magín, C.; Galli, M.; Echevarría, F.; Duarte, C.M.; Cózar, A. 2020. ‘The colors of the ocean plastic’. Environmental Science & Technology. 54 (11), 6594-6601.

Más información:

#CienciaDirecta, agencia de noticias de ciencia andaluza, financiada por la Consejería de Transformación Económica, Industria, Conocimiento y Universidades de la Junta de Andalucía.

Teléfono: 954 232 349

E-mail: comunicacion@fundaciondescubre.es



Share

Últimas publicaciones

Desarrollan un sistema ‘inteligente’ que mejora el control de plantas fotovoltaicas
Cádiz | 20 de junio de 2024

Un equipo de investigación de la Universidad de Cádiz ha diseñado una nueva estructura que facilita el control en la producción de energía solar. Además de simplificar el proceso, reduce los costes y disminuye las pérdidas de potencia. Los resultados del estudio validan su uso para aplicarlo en las instalaciones.

Sigue leyendo
Investigadores descubren dos nuevas formas de plasticidad cerebral y el papel fundamental de los astrocitos
Sevilla | 19 de junio de 2024

Los resultados de esta investigación del Laboratorio de Neurociencia Celular de la Universidad Pablo de Olavide son importantes para el entendimiento del procesamiento de la información espacial y temporal en el cerebro, y pueden tener importantes aplicaciones al poder estar relacionadas con las causas sinápticas de la enfermedad de Alzheimer y otras demencias.

Sigue leyendo
El Virgen del Rocío se convierte en el primer hospital español autorizado para usar piel humana artificial
Sevilla | 18 de junio de 2024

Los pacientes, tanto adultos como menores, con una gran superficie de piel quemada se beneficiarán de este tratamiento. Actualmente ya se han fabricado 12 metros cuadrados de piel humana artificial. Esta experiencia consolidada ha posibilitado la aprobación por parte de la Agencia Española del Medicamento del uso de la piel artificial como medicamento para todo tipo de tratamiento.

Sigue leyendo

#CienciaDirecta

Tu fuente de noticias sobre ciencia andaluza

Más información Suscríbete

Ir al contenido